puigcampana

La leyenda del Puig Campana

El Puig Campana es una montaña mágica. Lo es por su altitud (1410 metros), ubicación (a un paso del mar, del que sólo le separan 10 km. en línea recta) y también por la leyenda que lo acompaña. Leyenda relacionada con el pedazo que le parece faltar  y que ha dado origen a múltiples versiones, aunque todas relacionadas con el héroe francés Roldán, comandante del gran Carlomagno, y con el peñasco que le falta a la montaña, y que al caer al mar habría dado lugar a la Isla de Benidorm.

Cuenta la historia que Roldán (noble cristiano muerto por fuerzas sarracenas que se caracterizó, según el relato épico del Cantar de Roldán por su lucha contra el infiel) cortó esa parte de peñasco con su espada Durandarte para alargar el día, ya que estaba enamorado de una bella doncella moribunda a la que vaticinaron que moriría con el último rayo de sol. Para tratar de alargar el día, se cuenta que Roldán le dio ese tajo al monte cortando parte del

Otra versión cuenta que el héroe francés se enzarzó en combate con un jefe moro y, ensimismados en el duelo, acabaron frente a frente en la cima de esta montaña.  Durante la intensidad del combate, el caudillo musulmán cayó al suelo; entonces Roldán levantó su espada para intentar rematarlo asestándole el golpe final. Lo hizo descargando toda su furia, aunque el moro logró esquivarle, alcanzando la espada de Roldán un gran trozo de roca, que partió debido a la gran fuerza imprimida.

Esta roca sería lo que hoy conocemos como la isla de Benidorm y la hendidura que habría dejado sobre la montaña habría conservado el nombre del héroe. De la Isla de Benidorm ya os hemos hablado en otro post del blog de la Guía del Turista, un sitio muy recomendable. Como también lo es el Puig Campana, una montaña enclavada en el término de Finestrat, en el corazón de La Marina Baixa, singular, exigente para alcanzar la cumbre pero que ofrece desde ella una panorámica fantástica de gran parte de la provincia de Alicante y una vista distinta y para recordar de la ciudad de Benidorm.

¡No dudéis en visitarla!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *